Saltar al contenido

Johanna Restituyo Reyes

10 de julio de 2024

Santo Domingo.- Viva de milagro está una mujer que fue g0lp3ad4 y 4puñ4lad4 varías veces por su expareja, la madrugada del viernes en San Luis Santo Domingo Este, todo esto pese a que tenía una orden de alejamiento.

De acuerdo a los testigos, el hombre aprovechó que Johanna Restituyo Reyes de 50 años, saliera de su hogar para romper una ventana, entrar y a la casa para agredir a la mujer.

“Él cortó la luz de la casa, bajó el switcher mate y ahí aprovechó, ahí están los colchones llenos de sangre”, declaró Benjamín Matos, padre de la agredida.

Ella tiene una orden de alejamiento, pero se le mete por las ventas y acecha”, refirió Yohanny Jiménez, prima de la agredida.

El certificado médico indica que la mujer presenta traumas en distintas partes del cuerpo, así como heridas de armas blancas.

Le dio una trompada y le rompió la nariz, luego le dio pila de estocada y puñaladas”, dijo Jiménez.

Ella tenía varias puñaladas y en el cuerpo tenía mucha sangre”, sostuvo Sorangel Casado, testigo.

Los familiares de la víctima mostraron audios de WhatsApp, donde el presunto agresor intenta amedrentar a la mujer, situación que la mantiene en desesperación y temor.

Él está amenazando a la hija, a mi tía. Antes de ayer él estaba encima de la casa de mi tía, él andaba con una capucha”, explicó Jiménez.

Ahora mismo tuvieron que salir de la casa e irse para donde un familiar porque el anda rondando”, relató Benjamín Matos padre de la víctima.

No es la primera vez que Restituyó es golpeada por su expareja, a la que le impusieron una orden de alejamiento el pasado 20 de Junio.

De puñaladas es la primera vez, pero ya él le había dado en pal de ocasiones”, añadió Yohanny Jiménez.

Vecinos aseguraron que cuando corrieron a tratar de auxiliar a la afectada, se encontraron con que el hombre había cerrado con candado y amenazaba con matarla si entraban.

En la escena aún permanece la sangre en la cama, en el piso y en otros lugares, también los muebles desordenados que evidencia cómo la agredida luchaba por vivir

Tanto las heridas físicas como las psicológicas impidieron que Restituyo pudiera narrar su historia, en la que sobrevivió gracias a la intervención de sus vecinos.

MIRE EL VIDEO