Skip to content

Jeisy De los Santos Remy

Descubra la conmovedora historia de la valiente batalla de Jeisy De los Santos Remy, de 17 años, contra el cáncer de mama. A pesar de enfrentar la adversidad, continuó persiguiendo sus sueños de convertirse en una destacada jugadora de voleibol y diseñadora de moda. ¡Conozca su historia de fuerza y ​​esperanza!

La historia de Jeisy De los Santos Remy cuando tenía 17 años es un testimonio de resiliencia que inspira a todos los que conocen su historia. Descubierta por su madre a los 16 años, su batalla contra el cáncer de mama no le impidió soñar con convertirse en una destacada deportista y destacada diseñadora de moda.

A pesar de los desafíos que enfrentó, Jesse se mantuvo decidido. Sus aspiraciones actuales son obtener una beca internacional para estudiar diseño de moda y jugar voleibol a nivel profesional. Aunque su camino se vio interrumpido por una enfermedad, ha comenzado a tomar clases de preparación para el diseño de modas, demostrando su compromiso con sus objetivos.

Hace cuatro meses, Jeisy se sometió a una cirugía para extirpar masas cancerosas en ambas mamas. Aunque las bolas han vuelto, su esperanza y confianza en Dios y en los médicos del Hospital Dr. Heriberto Pieter la mantienen optimista. Ahora se embarca en un nuevo tratamiento, demostrando su valentía ante la posibilidad de otra cirugía.

Un Testimonio de Fortaleza y Fe

Jeisy comparte abiertamente los momentos difíciles, como la tristeza de perder la oportunidad de jugar vóley fuera del país con sus compañeras. A pesar de las lágrimas y los momentos duros, su fe y determinación la impulsan a seguir adelante, esperando ansiosamente los resultados del próximo tratamiento en enero.

La manera en que Jeisy descubrió su enfermedad es un relato que estremece el corazón. A los 16 años, su madre notó algo extraño en sus senos durante un momento rutinario. Jeisy, con valentía, comparte cómo se enteró y la importancia de la detección temprana.

A pesar de no ver a su padre durante cuatro años, Jeisy cuenta con el sólido respaldo de su madre, su única hermana Leisy, y su tío Héctor Montero. La ausencia de su padre, quien reside en Chile, añade una capa emocional a su lucha, pero su familia se ha convertido en su pilar fundamental.

Aunque la familia ha cubierto los gastos del tratamiento, Jeisy reconoce las dificultades económicas. Reflexiona sobre la posibilidad de jugar vóley fuera del país y la carga financiera que esto implica. Aún así, mantiene su fe y anhela recuperarse completamente.

Ante la pregunta sobre qué consejo daría a los jóvenes, Jeisy destaca la importancia de revisar regularmente el cuerpo, enfatizando que el bienestar exterior no siempre refleja el interior. Su experiencia la lleva a aconsejar sobre la alimentación saludable, consciente de cómo los desórdenes alimenticios afectan la salud.

Jeisy concluye su relato con una llamada a la prevención y el autocuidado. Su experiencia la ha llevado a comprender la necesidad de controlar los excesos antes de que la salud se vea amenazada. Su valentía y perspectiva única ofrecen una lección de vida que trasciende la lucha contra el cáncer.

En la juventud de Jeisy De los Santos Remy, encontramos una fuente de inspiración y esperanza. Su historia, marcada por la adversidad, refleja una fuerza interior excepcional que ilumina el camino hacia la superación personal.

Jeisy De los Santos Remy
Jeisy De los Santos Remy