Skip to content

Herminia Germán y Domingo Antonio Asencio

El barrio San Miguel de Hatillo de San Cristóbal se encuentra de luto tras un trágico incidente que ha dejado de luto a una querida familia. Doña Herminia Germán, conocida cariñosamente como “Nena”, falleció en su domicilio ayer a las 13:00 horas de la tarde a la edad de 90 años.

Durante el despertar en el domicilio donde falleció, el dolor se agravó. Sin embargo, la tragedia toma un giro aún más desgarrador cuando llega la caja funeraria vacía para llevársela. En ese momento, su hijo Domingo Antonio Asencio, apodado "Lolo", que hasta entonces había parecido tranquilo, sufrió un derrame cerebral al ver el palco y también falleció a las 5:30 de esta madrugada.

Lolo, de 70 años, fue un reconocido maestro arquitecto y muy conocido en el distrito municipal de Hatillo, pero dejó un enorme vacío en la comunidad. La comunidad está profundamente entristecida por la pérdida de dos familiares en tan poco tiempo y se han expresado condolencias desde todos los sectores sociales.

Nena, además de ser la madre de Lolo, fue una figura muy conocida en el sector. Durante más de cinco décadas, regentó un colmado al lado de su casa, donde vendía productos a los estudiantes de las escuelas locales. Su legado ha dejado una huella valiosa en todas las generaciones del sector.

La comunidad expresa sus más sinceras condolencias a los familiares y amigos afectados por esta dolorosa pérdida. Este triste episodio resalta la fragilidad de la vida y la importancia de valorar cada momento con nuestros seres queridos.

Herminia Germán y Domingo Antonio Asencio
Herminia Germán y Domingo Antonio Asencio