Skip to content

En la fosa de Hospital en Haina

HAINA — Un niño que aparentemente se asfixió en su casa fue trasladado por su familia al Hospital Municipal de Haina, donde falleció. Sin embargo, por un error, el cuerpo del menor fue enterrado en una fosa pública del centro médico.

La situación salió a la luz cuando los familiares del recién nacido acudieron al hospital a recoger el cuerpo del bebé con la intención de darle una adecuada sepultura. Para su sorpresa y consternación, descubrieron la desagradable noticia.

Inmediatamente, las autoridades del centro de salud se reunieron con los familiares y activaron un protocolo para recuperar el cuerpo del infante.