Saltar al contenido

El Malecón de Santo Domingo

2 de julio de 2024

Santo Domingo.- En las últimas horas usuarios de las redes sociales han reportado un fuerte oleaje en el litoral costero de la República Dominicana debido a los efectos indirectos del huracán, ahora categoría 4, Beryl.

En el malecón de Santo Domingo, playas de Haina y San Cristóbal curiosos se exponen para observar las inclemencias del tiempo provocada el fenómeno atmosférico que se desplaza hacia el oeste/noroeste a 35 kph y la intensidad de los vientos máximos sostenidos en 250 kph.

Ahora bien, ¿por qué ocurre el oleaje anormal?

Kerry Emanuel, un destacado científico atmosférico, explica que el aumento de la altura de las olas durante los huracanes se debe principalmente a las intensas velocidades del viento y a la menor presión atmosférica asociada a estas tormentas.

Los potentes vientos generados por los huracanes transfieren energía a la superficie del océano, creando olas más grandes. Además, la baja presión en el centro de la tormenta hace que el nivel del mar suba, lo que amplifica aún más la altura de las olas.

No obstante, es preciso aclarar que, la subida del nivel del mar durante un huracán como Berly es un fenómeno temporal que se debe principalmente a condiciones meteorológicas extremas y se normaliza una vez que el huracán ha pasado y las condiciones atmosféricas vuelven a la normalidad.

De su lado, la Oficina Nacional de Meteorología prevé un oleaje anormal en zonas costeras, de modo que recomienda a la población tomar las precauciones de lugar y alejarse de las zonas más propensas a rompientes y posibles penetraciones en zonas costeras bajas.

Exhorta también mantenerse atenta a la evolución y desarrollo de Beryl a través de los boletines emitidos por este Centro Nacional de Pronósticos.