Saltar al contenido

A un taxista de Uber

17 de abril de 2024

Santiago.- Un taxista de Uber, perteneciente a la tercera edad, fue víctima de un robo a mano armada en un reciente incidente que ha conmocionado a la comunidad local. El conductor, que esperaba realizar un servicio aparentemente rutinario, recogió a un cliente identificado como Miguel, quien había solicitado ser llevado a una cabaña. Sin embargo, el trayecto tomó un giro dramático y peligroso.

Inmediatamente después de que Miguel abordara el vehículo, otros individuos se sumaron inesperadamente al viaje, y, empleando lo que el taxista inicialmente pensó que era una pistola de juguete, lo amenazaron.

Bajo la amenaza de esta arma, los asaltantes lograron despojar al conductor de aproximadamente RD$10,000.

Lo que distingue este caso es que el vehículo del taxista estaba equipado con una cámara de seguridad interna, que logró capturar imágenes claras de los asaltantes durante el incidente.

Estas imágenes captadas son cruciales y ya están siendo utilizadas por las autoridades para intentar identificar a los culpables del robo.

Este tipo de incidentes resalta la vulnerabilidad de los trabajadores en el sector de transporte privado y la importancia de medidas de seguridad adicionales, como cámaras en los vehículos, que no solo pueden disuadir a los delincuentes, sino también servir como evidencia crucial en situaciones como esta.

VER VIDEO